Liga123: CD Tenerife 2 – Rayo Vallecano 2

El CD Tenerife no pudo pasar de un nuevo empate en casa, y ya van cuatro, este viernes ante el Rayo Vallecano (2-2) en un choque en el que estuvo siempre por detrás en el marcador e igualó por dos veces gracias a la cabeza salvadora de Samuele Longo, que con su doblete alcanza ya los siete tantos en Liga, y rescató al menos un punto.

Los tinerfeños cuajaron una actuación gris en casa, superados especialmente en el primer tramo de partido. A falta de fútbol los blanquiazules tiraron de su característica garra e intensidad, para pelear por un empate final que llegó cuando el rival jugaba con un hombre menos. Bryan Acosta incluso pudo dar la victoria si acierta con un disparo lejano (90+1’), que desbarató Alberto, salvador del punto para el Rayo.

José Luis Martí realizó hasta cuatro variaciones en el once inicial respecto al de Huesca y que tan mal funcionó. La baja obligada de Jorge Sáenz fue suplida por el argentino Lucas Aveldaño; al lateral izquierdo regresó Iñaki en lugar de Raúl Cámara. Regresó el entrenador a un 1-4-2-3-1 en el que incrustó a Juan Villar en la derecha y las otras dos novedades en la alineación: Tyronne en la media punta y Juan Carlos por la izquierda.

El Rayo, con tres hombres en el medio (Beltrán, Unai López y Santi Comesaña) no tuvo problemas en el tramo inicial del partido para darle a su equipo la posesión

Empezó terrible el CD Tenerife, con continuas pérdidas de balón y el Rayo castigando por su izquierda sobre la banda de Luis Pérez desbordado por Aguirre. Sin embargo un error iniciado en Carlos Ruiz permitió una combinación visitante por su derecha, con un centro raso de Embarba al segundo palo al que llegó, muy solo, el propio Aguirre para adelantar, a puerta vacía a su equipo (0-1, 6’).

El Rayo asfixiaba la salida de balón de un nervioso Tenerife, que pegó su primer zarpazo como únicamente se intuía, en jugada a balín parado. Un saque de esquina que fue rematado por Aveldaño con el pecho, pero entre Alberto y el poste evitaron el empate (17’).

La mala suerte se cebó con Juan Villar, que en una carrera sintió un pinchazo y, de inmediato, se sentó sobre el césped, retirándose lesionado a las primeras de cambio (20’); es la cuarta lesión del andaluz desde su llegada al equipo. Martí optó por Casadesús, en lugar de la pólvora de Malbasic.

Ni por esas, el Tenerife no salía prácticamente de su campo con balón controlado. Aitor Sanz y Vitolo hacían aguas en la salida, superados por la presión alta de los de Míchel, que robaban con facilidad para desespero de la parroquia local; antes de la media hora el runrún ya era palpable en el Heliodoro.

Un zapatazo de Casadesús (33’) forzó abajo a Alberto, quien desvió a saque de esquina. Una carambola en una falta posterior, estuvo a punto de finalizar también en empate, parecía que los locales, a chispazos, reaccionaban. El propio Casadesús cabeceó un saque de esquina que obligó otra vez a Alberto a dar lo mejor de sí mismo para evitar un empate que ya se cantaba (35’); al menos el guardameta rayista ya era protagonista.

Había mejorado el Tenerife en la recta final de la primera parte, mereciendo incluso el empate que llegó en la primera producción notable de Tyronne, con un centro medido a la cabeza de Longo, que no falló ante Alberto (1-1, 50’).

Pero todavía celebrando la igualada, una contra inexplicable del rayo enfriaría de nuevo el estadio, con un centro desde la izquierda de Aguirre, que no estaba en posición de fuera de juego, fue rematada también a placer por Santi Comesaña (1-2, 52’); tocaba volver a remar…a un equipo que naufragaba.

Tocaba atacar y tiró Martí de Malbasic (57’) en lugar de Juan Carlos. Casadesús ocupó la banda, par que el serbio y el italiano formaran dupla atacante.

Santi Comesaña le hizo un favor al Tenerife auto expulsándose a los 68 minutos, tras una durísima entrada a Aitor Sanz, al que cazó en su tobillo derecho.

Mientras Míchel fortaleció a su equipo, en inferioridad, con Cerro, mientras que dio aire Martí al medio con Bryan Acosta en lugar de Vitolo (72’).

Aveldaño, en dos acciones seguidas (73’ y 74’) estuvo a punto de igualar en sendos saques de esquina; el argentino ya había dispuesto de tres opciones.

De cabeza no perdonó de nuevo Samuele Longo, que demuestra lo pequeña que le viene la categoría. En plena avalancha blanquiazul, más con el corazón que con la cabeza y ante un rival agazapado con uno menos, el italiano conectó de nuevo con su testa tras una serie de rechazo, para superar por segunda vez a Alberto (2-2, 86’), haciendo soñar a los aficionados con una victoria, que pudo llegar en la prolongación (90+1’) si Alberto no saca una mano inverosímil tras un derechazo potente de Bryan Acosta.

FICHA TÉCNICA

CD Tenerife: Dani Hernández; Luis Pérez, Aveldaño, Carlos Ruiz, Iñaki; Vitolo (Bryan Acosta, 72’), Aitor Sanz; Villar (Casadesús, 20’), Tyronne, Juan Carlos (Malbasic, 57’); Longo.

Entrenador: José Luis Martí.

Rayo vallecano: Alberto; Baiano, Velázquez, Dorado, Álex Moreno; Beltrán, Unai López, Comesaña; Embarba (Lass, 83’), Aguirre (Cerro, 70’) y ‘Chori’ Domínguez (Amaya, 79’).

Entrenador: Míchel.

Goles: 1-0 (6’) Aguirre, remata en boca de gol un servicio desde la derecha. 1-1 (50’) Longo, de cabeza a pase de Tyronne. 1-2 (52’) Santi Comesaña, a placer. 2-2 (86’) Longo, de cabeza después de una serie de rechazos.

Árbitro: Oliver de la Fuente Ramos (colegio castellano leonés). Asistido en las bandas por Daniel Pescador Hernández y David Villabeirán Souto. Amonestó a los locales Carlos Ruiz (29’), Longo (40’), Tyronne (57’), Luis Pérez (59’), y Casadesús (90+2’); y al visitante Baiano (65’). Expulsó, con roja directa (68’), a Santi Comesaña por una entrada muy dura a Aitor Sanz.

Incidencias: Partido correspondiente a la 16ª jornada de Segunda División, disputado en el Heliodoro Rodríguez López, ante 11.040 espectadores. El Tenerife vistió con pantalón azul y camiseta blanca. El Rayo Vallecano lo hizo totalmente de rojo, con una franja diagonal blanca en la camiseta. Se guardó un minuto de silencio por el reciente fallecimiento del portero del CD Tenerife en la temporada 1975/76 Alberto Lanas Murillo.

Fuente: Aleix Valero (Santa Cruz de Tenerife) | Deporpress

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *